Los 5 mejores consejos para asar a la parrilla en invierno sin problemas

La mayoría de las personas empacaría su parrilla cuando comience el clima frío. Contrariamente a la creencia popular, la parrilla no es solo para el verano, sino que se puede disfrutar durante todo el año. ¡Algunos incluso dirían que el invierno es un buen momento para una barbacoa porque nada te calentará mejor que un buen trozo de bistec a la parrilla!

Aquí hay 5 consejos útiles para asar a la parrilla en invierno para probar una buena barbacoa en clima frío:

Encuentra un buen lugar para asar

Cuando asa a la parrilla durante el invierno, no solo necesita combatir el frío, sino también los vientos. El día que esté cocinando a la parrilla, identifique la dirección en la que sopla el viento con mayor frecuencia y encuentre un buen lugar que lo proteja mientras cocina, idealmente cerca de su casa o una estructura. Otro buen lugar sería cerca de donde están sus suministros (como su cocina) para disminuir la cantidad de pasos que debe tomar desde allí hasta su parrilla.

Tener combustible extra

Es importante recordar que usará más gasolina o propano cuando haga frío, así que asegúrese de tener algo más: ¡no querrá quedarse sin combustible en medio de la parrilla!

Ajuste los tiempos de calentamiento y cocción

Siempre es bueno calentar la parrilla antes de cocinar, pero durante el invierno, dele a la parrilla un poco más de tiempo para hacerlo. Algunas de las partes pueden estar congeladas, así que caliéntalas con anticipación. Cuando se trata de cocinar, ajustar el tiempo también es ideal. Lo que normalmente se cocinaría rápidamente en un clima cálido tardará más en el frío. Los expertos dicen que una buena regla general sería tener 20 minutos adicionales de tiempo de cocción por cada libra por debajo de 45F.

Elige qué asar sabiamente

A menos que desee estar al aire libre cocinando a la parrilla durante una cantidad significativa de tiempo, elija alimentos que generalmente tengan un tiempo de cocción más rápido. Cortes de carne más pequeños o más delgados, como pechugas de pollo, lomos de cerdo, bistecs delgados y kebabs. Para mantener caliente la comida cocinada mientras termina de asar el resto, guarde la comida cocinada en una sartén de hierro fundido; simplemente retírela de la parrilla unos minutos antes, ya que continuarían cocinándose un poco más dentro de la sartén.

Protégete a ti mismo

Si bien su parrilla está lista para usar, ¡usted también debería estarlo! Protégete de las inclemencias del tiempo usando la ropa adecuada: un abrigo cómodo, una bufanda, un sombrero y botas serían suficientes. Considere invertir en guantes sin dedos o manoplas para mantener la destreza mientras asa a la parrilla.

¡Estará listo para asar a la parrilla como un profesional en climas fríos siguiendo estos 5 consejos para asar a la parrilla en invierno!

¿Que te ha parecido?

Deja un comentario